Menu Close

Varices: cómo quitarlas de forma natural

Piernas con várices
Piernas con várices

Eliminar las varices es un objetivo de muchas mujeres hoy en día. Las várices en las piernas pueden significar mucho más que un problema estético. Estas suelen generar molestias que van desde una intensidad leve hasta muy intensa o inhabilitante.

La consulta de muchas mujeres sobre remedios caseros ha aumentado drásticamente, ya que el tratamiento convencional sólo se basa en ciertos consejos para aliviar el dolor o cansancio en las piernas y fomentar la correcta circulación.

Actualmente, existen nuevos métodos que pueden ayudar a lograr una solución definitiva en la mayoría de las mujeres con enfermedades venosas.

Lupa aumentando várices

Una variz es un ensanchamiento vascular patológico o anormal que sucede cuando esa vena no está pudiendo cumplir su función de bombear la sangre hacia el corazón. Eso genera la aparición de dilataciones que se ven de forma azulada o verdosa en la superficie de la piel.

En la mayoría de los casos, existe lo que se llama una insuficiencia venosa causando las várices. Esto significa que las válvulas de las venas no están funcionando adecuadamente y generan presión, impidiendo que la sangre no logre circular en forma adecuada, generando una retención de líquido.

Por esto se generan diferentes síntomas como:

  • Piel seca
  • Pesadez en las piernas
  • Dolor muscular
  • Retención de líquidos
  • Incapacidad para caminar o hacer ejercicio
  • Hinchazón en los pies
  • Hematomas en las piernas por causa de la ruptura de pequeñas várices o arañas vasculares
  • Dolor al tacto en la zona con várices

Tipos de varices

Las varices difieren en la forma en que se presentan. Generalmente comienzan como una dilatación leve y luego puede convertirse en un tronco varicoso.

Telangiectasias: Son las llamadas arañas. Tienen un diámetro muy pequeño. Se localizan generalmente en la parte posterior de los muslos, las pantorrillas, los tobillos y los pies. No suelen generar síntomas o si lo hacen, son leves.

Varices reticulares: Aparecen en la parte posterior de las pantorrillas o en la parte interna de las piernas entre la ingle y los tobillos. Los síntomas que generan son un poco más intensos.

Varices tronculares: Son dilataciones de más de 4 mm de ancho. Suelen ser dolorosas al tacto y se pueden ver como cuerdas que sobresalen en la piel.

¿Qué provoca la aparición de varices?

Mujer con dolor de piernas quitándose los tacones

La insuficiencia venosa crónica es una enfermedad que va desarrollándose de a poco. No existe una sola causa que la provoque, sino que un conjunto de factores de riesgo son los que predisponen al desarrollo de varices. Entre los más comunes, se encuentran:

  • Edad: el envejecimiento provoca debilidad en las paredes vasculares, lo que facilita la alteración en el funcionamiento de las válvulas y la aparición de varices.
  • Genética: si existen antecedentes en la familia de algún problema vascular, es más probable que aparezcan varices.
  • Pasar mucho tiempo de pie
  • Usar tacones altos: los tacones altos, debido al mal apoyo que se genera de todo el peso del cuerpo, genera inflamación y sobrecarga en las piernas y pantorrillas. 
  • Usar ropa ajustada: Este tipo de ropa no permite la correcta circulación de la sangre y favorece la retención de líquidos, junto con el desarrollo de varices.
  • Obesidad y sobrepeso: las mujeres con exceso de peso tienen más probabilidades de desarrollar varices por la sobrecarga a la que son sometidas las venas.
  • Sedentarismo: la falta de actividad física no favorece la correcta circulación de la sangre. Es por eso que predispone a tener problemas varicosos.
  • Tabaquismo: este hábito es perjudicial para la salud de las venas porque perjudica la pared de las mismas, favoreciendo el proceso inflamatorio y el desarrollo de problemas cardiovasculares.
  • Anticonceptivos orales y cambios hormonales: el uso de anticonceptivos o los períodos de menopausia, embarazo o alteraciones hormonales, favorecen la dilatación de las venas y el proceso de desarrollo de varices.

Tratamiento natural de las varices, trucos para reducirlas y evitar su progresión

Si bien existen tratamientos flebológicos, estos suelen ser caros y un poco invasivos.

Es por esto que la mayoría de las mujeres buscan soluciones naturales, sin los efectos adversos o las dificultades de las cirugías.

Las siguientes son medidas que se pueden adoptar siempre que no existan complicaciones como hematomas, sangrados, hinchazón o coágulos en la zona afectada por las varices.

Si crees que tu problema varicoso es inhabilitante al punto de no poder llevar una vida normal, entonces es mejor consultar al médico por un tratamiento más definitivo.

Ejercicio

Hombre trotando en un punte

Según la información proporcionada por el Instituto Nacional del Corazón, Sangre y Pulmones, la actividad física estimula la circulación de la sangre evitando su estancamiento y provocando un efecto antiinflamatorio. 

Los ejercicios más indicados para este efecto son aquellos que no implican una sobrecarga para el cuerpo, es decir, son de bajo impacto. Tal es el caso de caminata, pilates, natación, bicicleta. 

Medias de compresión

Medias de compresión para hombres y mujeres

Este tipo de medias ejercen una presión sobre la zona afectada que permite que, al moverse, la sangre circule sin estancarse, según un artículo publicado en la revista European Journal of Vascular and Endovascular Surgery.  Estas medias se consiguen fácilmente en farmacias o tiendas online o tiendas de ortopedia. Si no es posible acudir a este tipo de remedio natural, puedes realizar masajes ejerciendo cierta presión en la zona de las varices con el fin de movilizar la sangre. Debes realizar estos masajes varias veces al día.

Hierbas naturales

Penca de aloe vera cortada

El uso de castaño de indias ha demostrado ser efectivo en la reducción del dolor, la hinchazón y el picor en personas con insuficiencia venosa crónica, según la información proporcionada en Advances in Therapy.  Se puede usar mezclado con aceite de oliva, en forma de pomada o en forma de tintura madre, junto con otras hierbas.

El aloe vera es una planta suculenta originaria de África que contiene un gel en su interior rico en compuestos orgánicos con diversas propiedades. Las más conocidas son su capacidad para cicatrizar heridas y actuar como emoliente de la piel. Sin embargo, el aloe vera en forma de crema o gel ha sido muy efectivo por su efecto antiinflamatorio. Puede utilizarse en forma diaria y casi sin efectos adversos. 

La centella asiática es un venotónico natural y es muy utilizado para mejorar la circulación y reducir las molestias causadas por las varices. Tiene propiedades vasodilatadoras, antiinflamatorias y diuréticas. 

Mantener las piernas elevadas

Pareja en la cama con las piernas elevadas

Este era uno de los consejos más populares, ya que ayuda a evitar la retención de líquidos en las piernas. Si eres una paciente que tienes las piernas hinchadas o con pesadez luego de caminar, puedes intentar realizar intervalos de 15 a 20 minutos de levantamiento de piernas.

Dieta antiinflamatoria

Cescas de vegetales en el supermercado

Una dieta rica en frutas y verduras proporcionará un buen aporte de potasio, el principal mineral dentro de las células y, junto con el sodio, el que regula los líquidos en sangre. Además, los componentes flavonoides que se encuentran en verduras como cebollas, pimientos morrones, espinacas y brócoli; y frutas como cítricos y uvas, cerezas, manzanas y arándanos y chocolate contribuyen a mejorar la circulación sanguínea y reducir la inflamación.

Tratamiento de las varices con escleroterapia: definitivo y de bajo costo

Si quieres eliminar las varices en forma definitiva, existe un tratamiento que se realiza en el consultorio del especialista. Se trata de la escleroterapia, la cual consiste en aplicar una inyección con un fármaco, el cual provoca un colapso en la vena afectada. Más tarde el propio organismo se encarga de desarrollar nuevas ramificaciones para mantener la circulación sanguínea.

Si eres una paciente que desea un tratamiento definitivo,este es ideal. No es doloroso, pero sí puede ser un poco costoso. 

Tratamiento de las varices con cirugía: el tratamiento más efectivo para la insuficiencia venosa crónica

En los casos con complicaciones en la vena afectada y si tu calidad de vida se ha visto afectada considerablemente desde que has desarrollado esa variz. 

Este tratamiento lo lleva a cabo el médico especialista y es definitivo. Puede realizarse con láser o de forma tradicional.

¿Qué ocurre después?

Piernas masculinas con zapatillas de goma

Los controles con especialista es una cuestión esencial en el caso de personas con complicaciones como trombosis, hematomas, úlceras. 

También es importante destacar que el cambio de hábitos es fundamental para evitar que se desarrollen más várices en el futuro. 

Leave a Reply

Your email address will not be published.